Un paseo acompañado por el rumor del Río Atuel, con frondosa vegetación y paisajes que maravillan por la diversidad de opciones.

 

Río Atuel

La cuenca alimentadora del río Atuel tiene un frente cordillerano de apenas 50 km, pero comprende importantes glaciares, como el de las Lágrimas y cumbres más altas que las del cordón principal, siendo su cerro máximo El Sosneado, de 5.160 metros.

El caudal del río Atuel está en realidad formado por el Atuel propiamente dicho y por su afluente, el río Salado.

El río Atuel comienza a una altura de 3.500 metros, alimentado por una serie de lenguas glaciarias que descienden de la Cordillera Andina entre los cerros Morado y Paso de las Leñas.

A unos 500 metros aguas abajo de la presa embalse El Nihuil, el río empieza a cortar a la Sierra Pintada formando un cañón de unos 50 km. de longitud, denominado “Cañón del Atuel”. Este cañón finaliza en las últimas estribaciones de las Sierras de San Rafael.

El perfil longitudinal del río es muy representativo y presenta grandes pendientes hasta las Juntas; una pendientes suave (1,2 %) hasta el dique El Nihuil y un gran salto desde éste último punto hasta Rincón del Atuel (580 m. de desnivel en 45 km.) donde se encuentran emplazadas una sucesión de importantes aprovechamientos hidroenergéticos y para riego. Estos son Nihuil, Nihuil I, Nihuil II, Nihuil III, dique Valle Grande.

El río Atuel sale a la llanura sanrafaelina en el paraje denominado Rincón del Atuel, y luego desemboca en el río Desagüadero-Salado, ya en la provincia de La Pampa.

 

Valle Grande

A 37 km. de la ciudad nos internamos en el Cañón del Atuel y en el paraje denominado Valle Grande. Para ello utilizamos la Ruta Provincial Nº 173, íntegramente pavimentada. Nos recibe una frondosa vegetación junto al rumor del Río Atuel que corre en su lecho de piedras, y en cuyo conjunto ofrece generosamente la posibilidad de disfrutar unas especiales vacaciones en convivencia con la naturaleza. El paredón de la presa Valle Grande, conforma un inmenso espejo de agua verde esmeralda que es una tentación para la práctica de natación, buceo, esquí, remo, motonáutica, paseo en catamarán, windsurf, etc.

El Dique Valle Grande tiene un cierre de estructura aligerada, de hormigón y una longitud de 300 m. Su cota de coronamiento es de 815,65 m.s.n.m. Posee una altura máxima de 115 m desde su fundación. Posee una capacidad de descarga de 600 m3/s. Para su construcción se emplearon 700.000 m3 de hormigón y fue inaugurada en 1964. Posee sistema de descarga para riego. La conducción se utiliza para alimentar una turbina de 25 MW de potencia, previendo para su generación utilizar los caudales de riego fijados por el Departamento General de Irrigación. El embalse, tiene una capacidad de 164 hm3, con un volumen útil de 162,20 hm3. Presenta sedimentación de material fino.

En las inmediaciones, a la vera del río que encierra murmullos de años de historia geológica, se levantan hoteles y cabañas con todos los servicios para el turista. Asimismo, la zona cuenta con numerosos campings que, son utilizados por los campamentistas, con todos los servicios, como: sanitarios, luz eléctrica, parcelas con forestación, agua, balnearios naturales o piscinas, proveedurías, restaurantes y artesanías regionales.

Para disfrutar nuestra visita a pleno, existe la posibilidad de desarrollar actividades recreativas pudiendo elegir si tomar un paseo en catamarán por el embalse Valle Grande o rafting por el río Atuel.

El famoso rafting del Valle Grande, sobre las aguas del río Atuel es una aventura emocionante que cautiva con su bello paisaje. Este descenso en “aguas blancas” a bordo de botes inflables atrae a miles de entusiastas de todas las edades que desean vivir la experiencia siendo protagonistas y a la vez formando parte del paisaje.

Podrá recorrer el lago en Catamarán obteniendo espectaculares vistas del lago Valle Grande y sus rincones de agua verde esmeraldas y apreciar las extrañas formaciones rocosas del Cañón del Atuel. Los catamaranes están equipados con el confort necesario y la seguridad requerida para disfrutar a pleno.

Pasando por la Central Nro. 4, reconocible por sus techos verdes se llega por fin al Mirador del Lago Valle Grande, donde podremos disfrutar de la vista del inmenso espejo de agua verde y de la formación rocosa conocida como “El Submarino”.

 

Cañón del Atuel

Las formaciones geológicas del Cañón del Atuel fueron realizadas por dos grandes fuerzas naturales: el agua y el viento que tallaron estas increíbles esculturas naturales.

El salto o cascada de El Nihuil, donde está construido el embalse, es el comienzo del Cañón del Atuel. Este accidente geográfico creado por el Río Atuel, que horadó el macizo de la Sierra Pintada, originó el hoy admirado Cañón del Atuel.

El hombre supo aprovechar este enclave, en armonía con el medio ambiente, y construyó importantes obras de ingeniería hidráulica. Este imponente complejo hidroeléctrico comprende cuatro presas, dos embalses y cuatro centrales.

El Río Atuel, en su andar milenario fue labrando a lo largo de los 45 kilómetros formaciones de una belleza indescriptible y descubriendo las diferentes capas geológicas.

 

 

Hoy, en el Cañón del Atuel se dan cita tanto los turistas que llegan a disfrutar de las formaciones naturales, como científicos atraídos por los depósitos prehistóricos, que se describen en Estudios Arqueológicos.

El Cañon del Atuel desde el punto de vista geomorfológico debiera denominarse en forma correcta “cañadon”. Este mismo se formó debido a la acción del Río Atuel que es un río antecedente, es decir que existía antes de la formación del relieve, por lo tanto el río ha ido cortando la roca por las partes más blandas formando así el CAÑON DEL ATUEL. En sus margenes nos muestra rocas volcánicas que presentan dos fases: una básica y otra ácida. La primera constituida por rocas oscuras que son las de abajo (corresponde a la época del Pérnico) y las de arriba que contienen quarzo son las pertenecientes al magma vertido sobre la superficie.

Asimismo se han encontrado en las rocas, incluso las sepultadas por el basalto, reptiles mamiferoides de alrededor de 200 millones de años. Son reptiles tatrápodos que quedaron incluidos en los sedimentos y estaban evolucionando hacia la transformación de mamíferos.

En el faldeo de formación volcánica de la margen derecha que corresponde al Cerro Mansilla observamos rocas volcánicas de color gris oscuras pertenecientes al Plioceno con mas de 7 millones de años.

Las distintas formaciones como la denominada el Hongo(con distinta constitución que van desde conglomerados duros hasta tobas blandas o areniscas) han sido talladas por la erosión con diversas figuras, redondeadas y pulidas por las inclemencias del tiempo.

A lo largo del recorrido veremos las más variadas esculturas naturales como: Museo de Cera, Sillón de Rivadavia, El Lagarto, Los Viejos, Los Monstruos, La Ciudad Encantada, El Mendigo, Los Jardines Colgantes, por mencionar sólo algunos.

Leyenda Cañón del Atuel. En el sur de la actual provincia de Mendoza vivía la tribu del cacique Talú. El padre de Talú murió cuando este era aún muy joven, pero a pesar de su corta edad supo asumir su rol y gobernar a su pueblo con sabiduría.

La vida de la tribu era pacífica y feliz, pero una gran sequía comenzó a azotar la región. Los ancianos y los niños más pequeños fueron los más afectados por la falta de agua, y pronto se dieron las primeras muertes. Sin dudar un instante, Talú reunió a sus hombres y partió con ellos en busca de agua para su pueblo.

En varias ocasiones recorrieron territorios por los que nunca antes habían transitado, pero sólo encontraron tierra reseca y cuarteada por el sol abrasador. Durante una de estas expediciones Talú conoció a una bella muchacha que vivía sola en un valle. El joven cacique habló con ella y decidió llevarla a vivir con su pueblo, al que ella no tardó en integrarse. Un profundo cariño nació entre ambos, y ella le confesó que su nombre era Clara, era huérfana, y había vivido sola en el valle durante años. Luego de varios meses decidieron casarse, y poco tiempo después nacía un niño al que llamaron Atuel.

La prolongada sequía ya se había cobrado la vida de numerosos niños y ancianos. Los hombres blancos no tardaron en enterarse de la desesperante situación, y decidieron atacar para tomar control de los territorios. Los combates fueron feroces, pero los debilitados indios finalmente fueron vencidos, y todos los hombres de la tribu, incluido Talú, fueron asesinados.

En medio de la confusión, Clara pudo esconderse con su hijo recién nacido, y cuando los hombres blancos finalmente abandonaron el lugar, sólo dejaron viudas, huérfanos y algunos hombres agonizantes.

Clara tomó entre sus brazos al pequeño Atuel y se encaminó hacia las altas montañas, allí donde cae el sol. Ascendió hasta una de las cumbres y rogó a los dioses que enviasen agua para que los sobrevivientes de la tribu pudiesen salvarse. Pasaba el tiempo y nada ocurría, así que Clara decidió ofrendar su vida y la de su hijo a los dioses.

Al momento de morir, cada uno dejó caer una lágrima, y de ellas brotó un caudaloso río que se abrió paso por la tierra reseca hasta llegar a la aldea.

Las mujeres dieron de beber a los niños y, luego de mucho tiempo, volvieron a oírse risas en la aldea. Las más ancianas buscaron a Clara y su hijo, pero al no encontrarlos comprendieron que ellos eran los causantes de aquel milagro.

El río trajo nuevamente la vida al lugar, y por las noches su corriente arrullaba a la aldea con un sonido especial, parecido al llanto de un niño. Todos comprendieron que esas aguas conservaban el espíritu de Atuel, y así decidieron dar al río el nombre del pequeño heredero.

 

Centrales hidroeléctricas

Junto a las atracciones del paisaje natural, a lo largo del camino que serpentea bordeando el río Atuel, se encuentrael complejo hidroeléctrico el Nihuil, con sus centrales, diques y espejos de agua.

La Central Nº 3, “Ingeniero Rivas” explota un salto de 75 metros, ubicado entre la descarga de las turbinas de El Nihuil II, aguas arriba, y el dique de Valle Grande. Su caudal de instalación es de 78 metros cúbicos por segundo. La instalación es de tipo exterior, tiene dos turbinas de eje vertical, con una potencia unitaria de 26 MW.,

Esta Central se encuentra en funcionamiento desde 1971.

Luego se arriba a la Central Nº 2, que no tiene nombre. Se puede ver a la derecha una malla metálica hecha de láminas de acero para proteger a la central de los derrumbes –muy frecuentes en esta zona-. La central, es de tipo exterior y posee seis turbinas con un caudal instalado de 78 m3/s. A la salida de su restitución se encuentra la cola del embalse generado por el dique Tierras Blancas.

La Central Hidroeléctrica “Ing. Maggi” debe su nombre al ingeniero responsable del proyecto que falleció durante la construcción del mismo. Se observan cuatro turbinas en forma vertical que chocan contra el agua en forma perpendicular.

Las tomas de agua se han entubado en cañerías y se trasladan de la represa a la central. Vemos aquí al Dique Aisol (NIHUIL I) que se encuentra inmediatamente después, aguas abajo de la restitución de la central Nihuil I, y es una estructura de hormigón tipo gravedad, de planta recta, de 85 m. de longitud. Posee cuatro turbinas de eje vertical y su potencia unitaria, con 158 m de salto y 11.75 m³/s, es de 18,45 MW, encontrándose en funcionamiento desde 1957.

El complejo “Los Nihuiles” pertenece al Grupo de capitales franceses INIZA –antes pertenecía a “Agua y Energía”.

 

El Nihuil

El topónimo Nihuil, significa “hay paso”; también para otros, es una deformación de la palabra Nahuel, que significa “tigre”.

Emergiendo del Cañón del Atuel a través de una sinuosa cuesta descubrimos la inmensidad del lago que conforma el dique El Nihuil, de 9.600 has.

En este embalse se encuentra una gran variedad de especies ictícolas que lo convierten en el paraíso de los pescadores. También podemos apreciar aquí un espectáculo de mucho colorido cuando los amantes del windsurf despliegan cientos de velas multicolores o quienes practican el esquí acuático se deslizan raudamente sobre las aguas serenas.

Sobre la margen derecha se levanta la Villa El Nihuil, que cuenta con todos los servicios, delegación Municipal, Capilla, Centro de Salud, Servicio Telefónico, Escuelas y además un Camping y el Club de Pescadores.

 

Esta entrada también está disponible en: Inglés, Portugués, Brasil